viernes, 20 de febrero de 2009

Nieve

Me encanta cuando nieva.

Porque tus caminos habituales se disfrazan de blanco y debes seguir las huellas de los que han pasado antes de ti para llegar a tu destino.

Schneeweg

Porque si miras tu abrigo suficientemente de cerca, es posible que veas cristales de nieve perfectamente formados, cuya belleza te va a cautivar.

SchneeFlocken

Porque el silencio que lo envuelve todo es casi sobrenatural. No puedo imaginarme nada más relajante que mirar caer la nieve desde la ventana.

video

Porque no puedo resistir la tentación de pasar la mano sobre la nieve recién caída.

Schneeaufräumen

En serio, me encanta cuando nieva.

5 comentarios:

Ch dijo...

¡Qué cosa! He visto tú post y el de Marona, ¡qué bonito! Aquí comienza la primavera: el jueves tomamos el primer café en la terraza del CCCB y molestaba el sol!!!
Un abrazo,

Alexandra dijo...

¡A mi también encanta la nieve! hoy ha nevado y ya vamos pasear un poco pues sale el sol y no hay nada mas bonito que una paisaje blanquita y ensolarada...

tonicito dijo...

Ch, ¡ah... ese sol mediterráneo que lo quema todo! Aunque la semana pasada tuvimos un par de días semi-primaverales, hoy volvemos a tener frío y nieve. La verdad es que la nieve tiene un algo mágico que no canviaría por nada del mundo.

Alexandra, pero vosotros jugáis con ventaja, ¡porque en Canadá hay muchíííísima nieve! :O Tienes razón, la nieve cambia por completo el aspecto de los paisajes familiares, y no hay hada más bonito que ese cambio.

Un abrazo para las dos, y gracias por visitarme!
T.

con Ka dijo...

A mí me encanta esa nieve que no moja, como la de la foto de tu abrigo. Es como si alguien tamizara azúcar sobre nosotros, jaja! :D

tonicito dijo...

Ka, la nieve que no moja también es mi favorita, sobretodo porque no es necesario que abras el paraguas, y además, los copos rebotan y no se te quedan pegados. Es una sensación muy curiosa.
Lástima que ahora parece que ya se termina la temporada... ains...
Un abrazo!
T.